Conspiraciones de los ataques del 11 de septiembre: un estudio de caso

Cómo se ve la lesión de la vacuna contra la poliomielitis, décadas después
septiembre 8, 2019
El satélite de la NASA detecta misteriosas luces en el espacio profundo que desaparecen rápidamente
septiembre 8, 2019
Show all

Conspiraciones de los ataques del 11 de septiembre: un estudio de caso

Las aparentes conspiraciones y preguntas sin respuesta de los eventos que condujeron a 11th Septiembre de 2001 son, sin duda, algunos de los más oscuros, inquietantes y terriblemente intrigantes del siglo XXI. Un evento que costó la vida de miles de ciudadanos en el día en cuestión, y luego cientos de miles, si no millones, más en los eventos que han seguido desde entonces. De hecho, los ataques de ese fatídico día, involuntariamente o no, han puesto de manifiesto el aparente funcionamiento interno enfermizo de los gobiernos dentro de los gobiernos y cómo difunden su influencia y control en todo el mundo.

Y ahora, casi dos décadas después del incidente que cambió el mundo y marcó un cambio muy distintivo en la dirección colectiva de la humanidad, esas preguntas sin respuesta, así como las preguntas, se niegan a retirarse y aceptan la explicación oficial de los eventos de Ese trágico día. Eventos que muchas personas, de todos los ámbitos de la vida, siguen sospechando en el mejor de los casos.

Parece que los incidentes de 11th Septiembre de 2001, a diferencia de eventos sospechosos similares aparentes a lo largo de gran parte del siglo XX, estuvo sujeto al intenso escrutinio de la población mundial, en tiempo real, gracias a Internet y la cobertura de noticias de 24 horas de pared a pared. Debido a esto, parecería que los detalles que se habrían deslizado a través de las grietas del tiempo en años anteriores y que se habrían olvidado o solo saldrán a la luz años más tarde, fueron aprovechados y disecados mientras aún estaban frescos en la conciencia pública.

Si la verdad genuina de los acontecimientos del 11th Septiembre de 2001 y los eventos y negocios que lo llevaron a salir a la luz o no quedan aún por verse.

¿Las guerras orquestadas del siglo XX?

Los acontecimientos previos al 11 de septiembreth Los ataques llenarían volúmenes enteros de libros por derecho propio. Y al igual que los ataques en sí, esta acumulación está rodeada de conspiraciones y acusaciones. Con eso en mente, entonces, si bien no presentaremos un contexto detallado aquí, repasaremos los aspectos básicos de algunos de los aspectos más oscuros del siglo XX.

Por ejemplo, hemos escrito en detalle cuántas conspiraciones sugieren que muchos aspectos del siglo veinte, en particular, los muchos conflictos sangrientos que marcarían el siglo, si no se gestionaban por etapas, se coaccionaban fuertemente desde la barrera.

Por ejemplo, ¿por qué las mismas personas que financiaban a los aliados en la Segunda Guerra Mundial también financiaban a los nazis? Esto fue muy similar con la Primera Guerra Mundial y la Revolución rusa que ocurrió durante ella, que no solo cambió el curso de la historia durante el resto del siglo XX y más allá, sino que fue, indirectamente, indirectamente, a crear las circunstancias para la segunda. conflicto sangriento en dos décadas para ocurrir.

Al final de la Segunda Guerra Mundial, con muchos de los mejores científicos alemanes trabajando ahora para los Estados Unidos a través de programas de reasentamiento como Operation Paperclip, los Estados Unidos estaban en una posición no solo para "disfrutar del botín" a través de lucrativos contratos de reconstrucción, sino también también al obtener el control de muchas de las naciones ricas en petróleo a las que su presencia en Europa les dio cierta facilidad de acceso.

Además, dada la cantidad de dinero que se haría con la "máquina de guerra", como lo atestiguarían muchos oficiales militares de alto rango, el conflicto con la participación estadounidense nunca estuvo muy lejos.

Un plan para el control

Como examinamos en nuestra mirada a lo aparente conspiraciones del petrodólar, aproximadamente el 90% de todas las guerras desde el final de la Segunda Guerra Mundial comienzan como guerras civiles. De ellos, dos tercios de ellos verían la intervención de otro país (generalmente involucrando a los Estados Unidos, directa o indirectamente). Casi todas las guerras que vieron esta intervención involucraron naciones "ricas en petróleo" o naciones clave para el suministro de petróleo al oeste. Cuando comenzamos a examinar las conspiraciones de "cambio de régimen forzado" que involucra la influencia occidental, este párrafo adquiere una sensación bastante aleccionadora.

Si miramos los últimos años y los conflictos inmediatamente posteriores al 11 de septiembreth Los ataques, no solo eran planes ya establecidos, y en el caso del oleoducto de Afganistán, pospuesto indefinidamente debido a la presencia de los talibanes, sino que tanto Irak como Libia también buscaban comerciar petróleo en eurodólares en lugar del petrodólar. Como nosotros y otros hemos preguntado antes, ¿acaso es una coincidencia que las fuerzas lideradas por Estados Unidos invadieron ambos países en nombre del cambio de régimen poco después?

Ciertamente, parecería, ya sea por coincidencia o no, que se siguió un tipo de plan en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial. Incluso si esos conflictos, con la posible excepción de la Guerra de Vietnam, fueran mucho más discretos y muy alejados de la persona común en la calle estadounidense. Sin embargo, los signos, aunque solo en retrospectiva, están todos allí.

Un gobierno sombrío como Cabal

Ya a principios de la década de 1980, parecía que el investigador, Danny Casolaro, había descubierto algunos de los funcionamientos internos de esta red tipo cabal. Lo llamaría El pulpo con referencia a cómo se extendía en todas las direcciones. Parte de sus escritos de este grupo secreto y aparentemente mortal leería:

… (Los pulpos son) una red de matones y ladrones que deambulan por la tierra, con sus armas y sus asesinatos, intercambiando droga y dinero sucio por los secretos del templo.

Si bien estos escritos fueron de fines de la década de 1980 o principios de los noventa, los acontecimientos desde entonces los hacen parecer bastante proféticos. Y, en las tres décadas posteriores a su muerte, oficialmente suicidio, pero muchos tienen sus dudas, muchos otros investigadores e investigadores han descubierto cuentas y afirmaciones que resuenan en simpatía con el impulso de las afirmaciones de Casolaro.

Y lo que es más, probablemente había estado sucediendo durante décadas antes de que Casolora comenzara a investigar tales nociones.

Los archivos de piedras preciosas: ¿la verdadera historia del siglo XX?

También hemos visto lo aparente Archivos de piedras preciosas, que si bien es controvertido por sí mismo, presenta una imagen del funcionamiento interno de los Estados Unidos que no solo es muy diferente de la que se ve en el ámbito público, sino que se relaciona muy bien con las conspiraciones que finalmente llegó a buen término a principios de la década de 2000.

La conspiración se remonta a principios de la década de 1930, a Aristóteles Onassis y Joseph Kennedy, cuya descendencia, por supuesto, se casaría años después.

A través de conexiones como los Rockefeller, Rothschild y Roosevelts, este sindicato no oficial tomaría el control del funcionamiento interno de los Estados Unidos. Utilizarían el comercio petrolero para construir su riqueza e influencia. Y luego use ambos para comprar literalmente grandes secciones de los medios. Además, ya sea que los archivos de piedras preciosas sean precisos o no, la noción de que una pequeña cantidad de personas que controlan las noticias en los Estados Unidos es esencialmente cierta.

Como escribimos en nuestro artículo completo sobre los archivos de piedras preciosas:

… Las estadísticas de 2011 muestran que solo seis compañías tenían el control del 90% de todos los medios en los Estados Unidos. Además, para los 277 millones de estadounidenses, la información a la que tienen acceso está bajo el control de solo 232 personas. Desglosado de nuevo, eso significa que una persona decide lo que ven 850,000 personas.

Esa es realmente una estadística escalofriante.

En el momento de la victoria electoral de John Kennedy en las elecciones estadounidenses de 1960, que era por todos los medios, "su hombre" en el interior, y su posterior asesinato cuando aparentemente se apartó del plan detrás de escena, otra familia poderosa era comenzando a tomar realmente el control del poder en los Estados Unidos. Y lo que es más, lo retendrían durante casi medio siglo.

¿La "dinastía" de Bush de casi 50 años?

Lo que quizás sea interesante con respecto a las afirmaciones de Casolaro y The Gemstone Files es la aparente gran participación en tales eventos por parte de George Bush Snr y, a su vez, la familia Bush y sus asociados cercanos. Y esto fue años antes de que fuera presidente de los Estados Unidos durante cuatro años, después de haber sido vicepresidente durante ocho años antes de eso.

De hecho, como hemos examinado antes, cuando se tiene en cuenta la posición de alto rango de Bush Snr en los servicios de inteligencia, por coincidencia o no durante el asesinato de John y Robert Kennedy, nada menos, y sus aparentes conexiones con Bill Clinton, quien se desempeñó como presidente de los Estados Unidos durante ocho años después de él, y antes de su hijo, Bush Jr, quien fue presidente desde 2000 (en circunstancias controvertidas que veremos en breve) y permaneció allí durante otros ocho años, la influencia que Bush Snr tuvo en los asuntos de los Estados Unidos durante casi medio siglo no tuvo casi precedentes.

Y, al menos para algunos, sospechoso. Tal vez no menos importante, como veremos más adelante, cuando salga a la luz que uno de los socios cercanos de la familia Bush era la familia Bin Laden, y Osama Bin Laden pasó un tiempo considerable en la nómina de los servicios de inteligencia de los Estados Unidos.

Si bien tales afirmaciones se eliminan fácilmente con afirmaciones de coincidencia, el hecho es que tales conexiones son muy reales. Dada la cantidad de dinero que se generará como resultado de la caída de los ataques de la Torre Gemela, y más específicamente a quién se le "otorgó" dicho dinero a través de contratos industriales y militares, se levantarían una ceja o dos, tanto dentro como fuera del conspiración mundial.

Reagan: ¿un presidente solo de nombre?

En el momento de la investigación de Casolaro, en parte debido a los acontecimientos turbios en el período previo y posterior a las elecciones estadounidenses de 1980 que vieron a Ronald Reagan asegurar la victoria con George Bush (Snr) como su vicepresidente, el régimen de Bush aparentemente tendría control total de la Casa Blanca.

Muchos investigadores, tanto en la periferia como en la corriente principal, aunque tal vez tengan diferentes perspectivas al respecto, coinciden en que Reagan dependía en gran medida de su Vicepresidente y su personal. Quizás más que otros presidentes. Esto fue especialmente así después del atentado contra su vida a principios de la década de 1980 por John Hinckley Jr.

Curiosamente, a medida que avanzaba la era de Reagan, muchos de los tipos de conspiraciones y reclamos serían arrastrados a la arena pública. Y, como veremos en breve, muchos de ellos involucrarían a otro futuro presidente de los EE. UU., Quizás más notablemente el escándalo Irán-Contra y más específicamente la pista de aterrizaje de la que partieron.

Por supuesto, en las elecciones estadounidenses de 1988, George Bush ganaría la presidencia directamente en su propio nombre. Para el verano de 1990, las fuerzas estadounidenses se estaban preparando para invadir Irak. Y como hemos examinado antes, hay muchas conspiraciones y declaraciones falsas que llevaron al primer intento de invasión.

Podría ser perdonado, entonces, por imaginar que mientras George Bush Jr. se sentaba en la Casa Blanca, los que estaban detrás de escena buscaban terminar lo que comenzó una década antes. Sin embargo, necesitaban una "razón justificada" para lanzar tal invasión.

¡Nuestro amigo y el suyo, Bill Clinton!

Entre los dos presidentes de Bush, sin embargo, estaba Bill Clinton. Y como hemos examinado antes, hay varias conspiraciones inquietantes que rodean la presidencia de Clinton. Quizás uno de los más desconcertantes fue el hecho de que algunas de las mismas personas que habían respaldado a Bush aparentemente también respaldaban a Clinton.

Además, Bush Sr. tuvo una historia bastante dudosa con Clinton durante su tiempo como gobernador de Arkansas. Durante el escándalo Irán-Contra, muchos de los vuelos involucrados habían utilizado la pista de aterrizaje de Mena, algunos dicen con el permiso expreso y la protección del (entonces) gobernador, Bill Clinton.

Esencialmente, si bien es pura especulación, hay muchas razones para al menos investigar más a fondo algunas de las afirmaciones de que, a pesar de estar en partidos políticos opuestos, al menos durante los años de Bush / Clinton / Bush, Estados Unidos vivía bajo el mismo gobierno. camarilla de personas, que a menudo toman decisiones invisibles desde las sombras.

Cuando los atentados de Oklahoma llevaron a Estados Unidos a un punto muerto temporal el 18th Abril de 1995, muchos comenzarían a cuestionar la verdadera razón de los bombardeos. Y el verdadero perpetrador.

Las conexiones del bombardeo de Oklahoma

Hubo muchos que inmediatamente sospecharon de los atentados de Oklahoma. Y años después como los acontecimientos que rodearon el 11 de septiembreth Se examinaron los ataques, se hicieron muchas comparaciones y conexiones.

El evento tuvo lugar exactamente dos años después del día siguiente a los eventos del sitio de Waco. Un asedio que terminaría en disparos mortales y la muerte de docenas de hombres, mujeres y niños. Si bien no entraremos en las complejidades del evento aquí, después del incidente, una sensación de paranoia comenzó a arrastrarse por la población estadounidense. Esto no se perdió para las autoridades, que comenzaron a emitir advertencias contra sus propios ciudadanos, muchos de los cuales se estaban "preparando" abiertamente para la guerra civil con las autoridades.

En consecuencia, muchos investigadores creían que Timothy McVeigh estaba preparado para asumir la caída de los ataques como un peligroso "lobo solitario" que les permitiría "alterar las leyes" que esencialmente permitirían que Marshall Law comenzara en cualquier momento. Si bien es probable que tales afirmaciones sean un poco hiperbólicas, el hecho de que se introdujeran leyes que permitieran a los militares "vigilar las calles" si fuera necesario, hizo poco para anular esas nociones paranoicas.

¿Fueron los Bombardeos de Oklahoma otro incidente manejado por el escenario? Y más sin rodeos, ¿fueron un "precursor" del 11 de septiembre?th ataques seis años después? Hay algunas conexiones interesantes. Por ejemplo, en ambos casos, los escombros y los escombros se recogieron extremadamente rápido y luego se desecharon de manera reservada. Y lo que es más, el Controlled Demolition Group Ltd. realizaría ambas operaciones.

Por supuesto, la segunda mitad de la presidencia de Clinton se vio empañada por escándalos de enlace sexual que, convenientemente o no, absorberían la atención de la mayoría de la gente de otros asuntos.

Esa elección de 2000, Florida

Menos de un año antes del 11 de septiembreth ataques, durante las elecciones de 2000 en los Estados Unidos, aunque nadie podría haber soñado que tal incidente se precipitara hacia la humanidad, la forma en que George Bush Jr. llegó al poder tal vez debería haber alertado a muchas personas de algo desagradable que se desarrolla justo debajo de sus narices colectivas . Curiosamente o no, el estado donde surgió esta controversia, Florida, fue gobernado por Jeb Bush, el hermano de George Jr, el futuro presidente.

Lo que quizás hizo que el incidente fuera aún más sospechoso fue el hecho de que en la noche en cuestión, 7th En noviembre de 2000, las estaciones de televisión de Estados Unidos anunciaron que Al Gore estaba a punto de ser nombrado presidente de los Estados Unidos. Según las encuestas de salida, había tomado el estado clave de Florida, justo debajo de las narices de Jeb Bush, nada menos. A medida que avanzaba la noche, sin embargo, se hizo evidente que algo andaba mal.

Entonces, los conteos de Bush entraron, aparentemente de la nada. En una etapa, Gore concedería la derrota a Bush. Sin embargo, esa ventaja prácticamente desapareció poco tiempo después, y Gore retiraría su sumisión. Antes de que nadie supiera lo que estaba sucediendo, se contaban recuentos de recuentos. Además, los tribunales estaban llenos de casos repentinos de fraude electoral y otros cargos inoportunos en una votación democrática aparentemente abierta.

Finalmente, la Corte Suprema entregó el estado a Bush, causando que uno de los abogados litigantes tomara la medida para llamarlo un "golpe de estado judicial". Sin embargo, a medida que se llevaban a cabo más y más investigaciones, se hizo cada vez más obvio que algo no estaba del todo bien sobre los conteos de votos en Florida en noviembre de 2000.

Áreas serias de preocupación

Todo, desde papeles estropeados hasta tarjetas de votación que son "mal leídas", saldría a la luz. Y lo que es más, estos casos solo parecían ocurrir en áreas predominantemente negras (que curiosamente también eran generalmente demócratas – Gore – votantes).

Además, y quizás más preocupante, fueron las acusaciones de "fregar". Esto fue por orden de Jeb Bush que esencialmente eliminaría a cualquier "delincuente convicto" del derecho al voto. Sin embargo, el sistema era "defectuoso" y caso tras caso de "identidad equivocada" eliminaría a miles de votantes, muchos de los cuales en una competencia tan apretada, habrían votado por Al Gore.

Aún más sospechoso, la persona a cargo del recuento de votos en Florida también estuvo relacionada con la campaña Bush-Cheney, cuyas acciones también serían cuestionadas.

Curiosamente, durante la votación presidencial de 2004, surgirían reclamos similares en el estado igualmente clave de Ohio. Un miembro del partido republicano, Michael Collins supuestamente había descubierto evidencia de tal manipulación. Con muchas personas esperando que haga público sus hallazgos, moriría en un accidente aéreo repentino. Un choque que muchos afirmarían se debió a un "pulso electromagnético" que provocó la falla de los sistemas del avión. Haz de esas afirmaciones lo que quieras.

Sin embargo, a fines de enero de 2001, George Bush Jr. asumió el cargo de presidente de los Estados Unidos. Poco menos de nueve meses después, el mundo entero cambió.

Amanecer, 11th Septiembre de 2001

Al amanecer del 11th En septiembre, en el noreste de los Estados Unidos, mientras cientos de miles de personas realizaban sus actividades diarias habituales sin darse cuenta, los acontecimientos que alterarían el curso de la historia se desarrollaban discretamente ante sus narices.

Cuatro aviones específicos de tres aeropuertos diferentes, según la historia oficial, serían secuestrados poco después de despegar en sus respectivos vuelos de larga distancia (así seleccionados debido a la gran cantidad de combustible a bordo). Dos de ellos volarían a propósito a las Torres Gemelas del Centro de Comercio Internacional, un tercero haría lo mismo en el Pentágono, y el cuarto avión tocaría tierra en un campo en Pensilvania.

Cuando terminó la carnicería, 2,977 personas habían muerto y más de 6,000 resultaron heridas. Además, y notablemente rápido, surgió información de que 19 secuestradores habían llevado a cabo los ataques, todos los cuales obviamente ahora estaban muertos (esto lleva el total oficial de muertes a 2,996).

Algunas personas, sin embargo, sospecharon inmediatamente de los acontecimientos. No menos importante el nombramiento de los secuestradores y el aparente descubrimiento de la línea de tiempo tan rápidamente después de haber sido aparentemente sorprendido por el ataque. Tanto es así, como exploraremos en breve, sus sistemas de defensa aérea de última generación no habían podido reaccionar.

De hecho, una vez que el horror se convirtió en indignación y se asomó un poco por los detalles, muchas personas comenzaron a cuestionar los acontecimientos de esa mañana ahora infame.

Los videos a continuación son dos de los muchos segmentos de noticias que recogieron el incidente mientras sucedía.

Los "secuestros"

Según los registros oficiales, el vuelo 11 de American Airlines salió del aeropuerto de Logan en Boston a las 7:59 am con destino a Los Ángeles. A bordo se encontraban 11 tripulantes y 81 pasajeros, incluidos, por supuesto, los cinco secuestradores aparentes. Sin embargo, poco más de tres cuartos de hora después, volaría directamente a la Torre Norte del World Trade Center.

32 minutos antes a las 8:14 am, y un cuarto de hora después del vuelo 11, el vuelo 175 de United Airlines también despegó del aeropuerto Logan de Boston, con destino a Los Ángeles. A bordo había nueve tripulantes y 56 pasajeros, incluidos otros cinco secuestradores. 17 minutos después del primer avión, y ahora con todo el mundo mirando a través de sus televisores o medios de comunicación en línea, volaría directamente a la Torre Sur a las 9:03 a.m.

Mientras tanto, en el aeropuerto internacional de Dulles en Washington D.C., el vuelo 77 de American Airlines, también con destino a Los Ángeles, saldría de la pista a las 8:20 a.m. 34 minutos después del segundo ataque en el World Trade Center, saldría de los cielos en el lado occidental del Pentágono en el condado de Arlington, Virginia. Los seis miembros de la tripulación y 58 pasajeros, incluidos cinco más de los secuestradores estaban a bordo.

Cuatro minutos antes de que el primer avión golpeara la Torre Norte, en el Aeropuerto Internacional de Newark de Nueva Jersey a las 8:20 am, el cuarto avión, el vuelo 93 de United Airlines saldría de la pista en dirección a San Francisco. La tripulación de Severn estaba a bordo, junto con 37 pasajeros, cuatro de los cuales fueron los secuestradores finales del grupo de 19. Si bien hay mucho debate y discrepancia sobre las circunstancias a su alrededor, el vuelo 93 chocaría contra un campo cerca de Shanskville, Pensilvania, en 10:03 am.

Cuatro minutos antes, la Torre Sur, el segundo golpe, colapsaría.

El colapso de las torres gemelas (y el colapso sospechoso del edificio 7)

Quizás más que cualquier otra cosa, el colapso de las Torres Gemelas alertaría a los teóricos de la conspiración y a los expertos con mentalidad científica en varios campos de la construcción de que algo muy inusual acababa de ocurrir.

El colapso de la Torre Sur a las 9:59 am, 56 minutos después de ser golpeado, fue seguido por el colapso de la Torre Norte a las 10:28 am, 1 hora y 42 minutos después del primer avión.

Curiosamente, y nuevamente según algunos de los más sospechosos, el Edificio 7 (7 WTC) también colapsaría a las 5:21 pm de esa tarde. Oficialmente, esto se debió a los escombros y al material quemado por el colapso de las Torres Gemelas. Para muchos, sin embargo, este colapso solo aumentó su preocupación de que algo no estaba bien sobre la forma en que se había desarrollado el escenario.

Las reclamaciones de varias personas comenzarían a surgir alegando que podían ver evidencia de "bombas" explotando dentro de los edificios. Sin embargo, quizás más condenatorias fueron las muchas opiniones profesionales de las industrias de la construcción y los expertos en física que comenzarían a cuestionarse cada vez más en voz alta que las Torres Gemelas tenían todas las características de una "explosión controlada".

Volveremos a algunas de estas teorías un poco más tarde. Primero, sin embargo, centraremos nuestra atención en una de las teorías más extrañas pero intrigantes sobre los aviones sobre Nueva York esa fatídica mañana en la Gran Manzana.

Las teorías del "plano" CGI

Aunque suena realmente extraño, la idea de que la tecnología CGI se utilice en lugar de los planos reales es intrigante. No menos importante porque, al menos en teoría, la tecnología está disponible para lograr tal concepto.

Según algunos, no había aviones volando sobre Nueva York esa mañana. Tampoco nada chocó contra las Torres Gemelas. Según algunas teorías, lo que la gente de Nueva York presenció fue la tecnología CGI, incluido el sonido, que lo hizo aparecer a todos los efectos como si un avión real estuviera volando por encima. Luego, en el momento del "impacto", se produjo una explosión temporizada que daba la ilusión de un verdadero accidente aéreo.

Lo que es más, algunos de los que están detrás de tales reclamos tienen experiencia en tales asuntos. Una de las voces más fuertes, por ejemplo, es el ex agente de la CIA, John Lear. Él cree firmemente que lo que ocurrió esa mañana en septiembre de 2001 fue una tecnología CGI, probablemente (entonces) años antes de cualquier cosa que el público supiera.

No hace falta decir muchas personas, incluso algunas que creen firmemente en la explicación oficial del 11 de septiembre.th los ataques por ser inexactos se distanciarían de tales reclamos. Y aunque en realidad suenan escandalosos, hemos destacado antes cómo los servicios militares y de inteligencia, generalmente a través de programas de "presupuesto negro", a menudo están 20 o 30 años por delante de donde el público cree que están.

Volveremos a otra teoría intrigante si es que es descabellada con respecto a los aviones y los eventos reales que tienen lugar a bordo en breve. Primero, sin embargo, veremos el destino del tercer avión, el vuelo 77. Sin embargo, antes de hacerlo, mira el video a continuación. Examinó la teoría CGI con un poco más de detalle.

La destrucción del Pentágono y el vuelo 77

Si hubo un debate sobre la verdadera causa del colapso de las Torres Gemelas, ese debate fue igual de animado con respecto al verdadero destino del Pentágono y las afirmaciones del vuelo 77 que se estrelló en el lado occidental a las 9:37 a.m., 23 minutos antes El colapso del primer edificio.

Por ejemplo, como examinaremos en breve, muchos testigos en el terreno y en las proximidades en los momentos anteriores y posteriores al incidente afirmarían no haber visto un avión golpear el edificio en absoluto. Además, de todos los objetivos, este, en particular, fue considerado como el más difícil de apuntar, incluso para los pilotos experimentados, que el supuesto piloto del vuelo 77 simplemente no era.

Lo que es más, aunque la gente no espera un "recorte de dibujos animados" de la forma de un avión, muchos se negaron a creer que las secuelas tenían algún parecido con un avión estrellado. Muchos testigos afirman que la falta de escombros e incluso los cuerpos de los pasajeros a bordo están en desacuerdo con lo que esperarían encontrar en el lugar de tal accidente.

Sin embargo, quizás lo más sospechoso fue la falta de imágenes disponibles para el consumo público. A pesar de que el Pentágono es uno de los lugares más protegidos y conscientes de la seguridad del planeta, solo se liberaron cinco fotogramas de imágenes, desde un ángulo, convenientemente al costado del supuesto sitio del accidente. Esto por sí solo es una bandera roja para muchas personas de que algo está siendo encubierto. Volveremos a algunas de las otras afirmaciones de lo que podría haber golpeado al Pentágono en breve.

Primero, sin embargo, quizás deberíamos considerar la capacidad de vuelo de los presuntos pilotos secuestradores. O, como pronto saldría a la luz, la falta de tal habilidad.

La experiencia y capacidad de los pilotos (o la falta de ella)

Aparte de las discrepancias anteriores, muchas personas cuestionarían si los pilotos hubieran podido volar los aviones. Y una vez que los nombres se publicaron (rápidamente) al público, algunas personas que tenían experiencia directa con estos aparentes secuestradores se manifestaron para expresar sus dudas. Y quizás no menos importante el supuesto piloto del vuelo 77, a quien volveremos en un momento.

En términos generales, sin embargo, es la opinión de numerosos pilotos profesionales que los supuestos pilotos de los aviones que golpearon las Torres Gemelas y el Pentágono simplemente no tenían la experiencia o el talento suficiente para hacerlo. Además, cuando se han realizado varios experimentos con pilotos experimentados en simuladores de vuelo, un método aceptado de entrenamiento, casi todos lucharían por emular el curso de los pilotos terroristas esa mañana. No menos importante el curso del vuelo 77.

El piloto del vuelo 77, que según el informe era Hani Hanjour en los registros oficiales, fue descrito por maestros y estudiantes que lo habían presenciado en programas de entrenamiento como prácticamente inútiles. Y ciertamente no es capaz de estrellarse el avión en el ángulo muy preciso que sugiere el registro.

Quizás aún más condenatorio por las afirmaciones de que Hanjour era el piloto del vuelo 77 eran los instructores en el aeródromo de Maryland que insistirían en que tomara un vuelo de prueba, con un instructor, solo una semana antes de los ataques cuando intentaba alquilar un solo avión. Motor Cessna avión. Su solicitud fue rechazada debido a preocupaciones genuinas de que no podía volar el vehículo. Apenas las descripciones de alguien que podría hacerse cargo de un enorme avión comercial y luego atacar al Pentágono, nada menos.

Reclamaciones de misiles que golpean el Pentágono

Si bien muchos afirmaron haber presenciado explosiones en Nueva York justo antes del colapso de las Torres Gemelas, surgirían muchas afirmaciones de personas que presenciaron "un misil" golpeando el Pentágono.

Quizás una de las voces más fuertes que hacen tales afirmaciones vendría de April Gallop. Ella estaba trabajando en el Pentágono ese día. Y lo que es más, ella tenía a su pequeño hijo con ella. Mientras estaba allí, poco después de las 9:30 am, un sonido repentino como una explosión sacudió el edificio. El primer pensamiento que cruzó por su mente fue que había explotado una bomba.

Sin embargo, después de reunir a su hijo en los momentos posteriores a la aparente explosión, se encontraría caminando desde el Pentágono a través del enorme agujero en el muro occidental, supuestamente hecho por el vuelo 77. Curiosamente, Gallop declararía lo mismo que muchas personas que afirmaron estar en el lugar esa mañana. No solo había poca evidencia de restos de aviones. Había poca evidencia de casi nada, incluidos los cuerpos de los pasajeros o su equipaje.

Por cierto, April Gallop intentaría llevar al gobierno de los Estados Unidos a los tribunales por el incidente en el Galope vs Cheney caso. Ella esencialmente afirmaría que el gobierno y / o el ejército de los Estados Unidos habían organizado los ataques en el Pentágono. El caso fue finalmente desestimado.

Además, Gallop estaba lejos de ser la única persona que emitió sus dudas sobre la versión oficial de los eventos en el lugar de Virginia esa mañana. Quizás una de las afirmaciones más intrigantes, y tal vez creíble, vendría del ex mayor general Albert N. Stubblebine III. Afirmaría sin rodeos que podía "demostrar que no fue un avión" el que golpeó el Pentágono esa mañana. Según Stubblebine, el único video lanzado al público no mostraba un avión golpeando el Pentágono, sino un misil de grado militar.

También deberíamos mencionar las afirmaciones de quienes se dedican a escuchar las frecuencias de radio de emergencia. Según muchos de los que estaban escuchando esa mañana, varias acusaciones de que el Pentágono fue "alcanzado por un misil" fueron claramente audibles.

El metraje en cuestión es interesante. Y, como en casos controvertidos similares, tal vez la muerte de la princesa Diana es uno de los mejores ejemplos, lo que estaba disponible era extremadamente limitado debido a que las cámaras "señalaban el camino equivocado" o simplemente "ni funcionaban".

No hace falta decirlo, y como mencionamos anteriormente, tal rechazo de solicitudes solo genera sospecha. Y finalmente, desprecio.

Aviones de control remoto?

Quizás una de las afirmaciones más controvertidas es que, si bien los aviones estaban en el aire gritando por los cielos de Nueva York, Virginia y Pensilvania, no fueron piloteados por terroristas. De hecho, según algunas teorías, nadie las puso a prueba.

Ya sea que los aviones fueron enviados a través de un piloto automático, o el piloto y la tripulación quedaron incapacitados de alguna manera poco después del despegue, algunas teorías sugieren que los aviones fueron controlados esencialmente desde una ubicación secreta en el suelo. Luego fueron trasladados intencionalmente a sus destinos. Y lo que es más, dada la tecnología y el conocimiento correspondiente en su uso, tendría que provenir de una operación de tipo militar. Esta es otra acusación que sugiere algún tipo de aspecto de "trabajo interno" a los trágicos eventos de 11th Septiembre de 2001.

Por extraño que parezca esto para muchos, no es una posibilidad tan poco realista, aunque solo sea en teoría. Y lo que es más, la tecnología existe para hacerlo y lo ha hecho durante algún tiempo.

Muchos detractores de la teoría cuestionan si alguna persona de servicio estadounidense controlaría de manera intencional un avión en edificios estadounidenses y mataría a miles de personas. Y, en general, estarían en lo correcto. Sin embargo, tales misiones podrían lograrse utilizando solo uno o dos reclutas "comprados". Aún más probable, tal operación podría lograrse bajo la pretensión de una operación de entrenamiento.

Nuevamente, la noción es pura especulación. Sin embargo, en un caso tan turbio como el 11 de septiembreth ataques, toda especulación debe ser jugada y examinada. ¿Podrían los aviones haber sido controlados remotamente y trasladados a sus destinos? Sí. Yes, they could.

Flight 77 Voice Conspiracies

Perhaps some of the most controversial conspiracies were those that suggested some of the phone calls made from Flight 77 in the moments before it crashed into the Pentagon were not real. They were, according to some researchers, the result of advanced “voice-morphing” technology. With this in mind, it is perhaps interesting that one of the most detailed and played calls (on television reports) was that of Barbara Olson.

Olson was the wife of US Solicitor-General Theodore Olson, which in part may account for the publicity. To others, however, the fact that the wife of such a high-ranking person was involved was evidence of a cover-up. Needless to say, most people would distance themselves from these particular accusations. As they would the claims of just what happened to the passengers on Flight 77 if their plane didn’t crash into the Pentagon as reported.

Most claims suggest that the passengers were discreetly filmed arriving for their flight (so at to provide authenticity to the later news reports). Then, however, theories differ. Some suggest that the passengers were given new identities and distributed around the United States. Unless they had all been briefed beforehand, however, it is hard to imagine that people would simply accept a completely “new life” somewhere.

However, maybe that might be dependent on “pressure” and threats of doing so. Or, perhaps the claims that the passengers were simply outright murdered, as brutal as they are, are the most likely, if some kind of conspiracy was afoot.

The Mysterious Fate Of Flight 93

Of course, we haven’t mentioned the fourth plane, Flight 93, which eventually crashed into a field in nearby Pennsylvania. There have been many discrepancies as to whether the plane was intentionally targeted and fired upon by an American military fighter jet, or whether the passengers on board the plane overpowered those in the cockpit and, intentionally or not, crashed the plane into a field in the small town of Stonycreek Township near Shanksville.

These rumors and conspiracy theories went into overdrive when Donald Rumsfeld appeared to claim in 2004 that American fighters had indeed shot down the passenger plane. The “admission” came while the Secretary of Defense was speaking to a unit of American soldiers stationed in Baghdad on Christmas Eve. The Pentagon would later claim that Rumsfeld had “misspoken”.

Perhaps interestingly, and certainly lending credibility to the idea that the Flight 93 was intentionally shot down, are the sightings of a white plane that was seen circling around the Virginia airspace over the Pentagon throughout the attacks on the morning in question. A CNN reporter, John King, even made the announcement live on air that the secret service was “very concerned” by the presence of the mystery aircraft.

If we accept there was some kind of cover-up and conspiracy in motion, might this white plane have been the conspirators’ “eyes” in the sky? And perhaps more importantly, were they responsible for the apparent shooting down of Flight 93?

Just What Was NORAD Doing That Fateful Morning?

los North American Aerospace Defense Command (NORAD) is, without doubt, one of the most technically advanced air defense systems in the world. Their response to threats to the air space over the entire North American continent is second to none. It was strange, then, at least to some, that no apparent action was taken, despite their seemingly being aware that something very much out of the ordinary was taking place over the United States.

For example, despite having scrambled fighter jets a total of 129 times during 2000, and a further 67 times the previous 12 months, it was inconceivable that no jets were scrambled on the morning in question. It certainly would go against not only standard procedure, but what had, until that morning, very much been the norm.

Furthermore, Andrews Air Force Base was, relatively speaking, right on the doorstep of the unfolding events. Given that only a slight change of course from a plane’s planned route is enough to have jets scrambled, once again, we have to ask why there was no response when four commercial jet airliners not only changed course but turned back and headed straight to the heart of one of the biggest and most populated cities in the United States.

Attacks That Were Allowed To Happen?

As we will examine later, this lack of action is even more suspicious when we learn that there were very specific prior warnings of the attacks in the months leading up to them. Suddenly, seemingly ludicrous claims of the incident being an “inside job”, while still outlandish, were a little more concerning to many people.

As well as NORAD, the Federal Aviation Administration would also come under intense scrutiny for the actions or more to the point their apparent paralysis and lack of action on the morning in question.

Perhaps even more interesting, on the morning of 11th September 2001, the person whose responsibility it was to oversee communications between planes, airports, and air defense, was suddenly replaced and was literally starting in the position that morning as the attacks were already underway. Was this a purposeful choice so as to aid the confusion and delay any reaction?

It would certainly appear that the September 11th attacks, while maybe not being a case of “inside planning” were very much allowed to take place. This type of operation, at least according to conspiracy theorists, would be a standard false flag operation.

Of course, if they were allowed to happen, even if only through orders to stand down or not to respond, does that mean there was prior knowledge of the incident? And if so, just who might have had such prior knowledge?

Did Authorities Know Of The Impending Attacks?

Like other attacks in history, most predominantly Pearl Harbor, there were soon claims that the 9/11 attacks, if not planned and carried out by the authorities involved, had received ample intelligence, from various sources of the impending atrocity. Intelligence that some people firmly believe was simply ignored. In short, the attacks were allowed to happen. And given the lack of response or action from NORAD and the FAA, this notion is at least understandable.

There were several interesting cases where an apparent warning was received. For example, the San Francisco mayor, Willie Brown Jr. is claimed to have canceled his flight plans for the 11th September after receiving a “warning” the previous day. Brown, incidentally, would call the rumor nothing more than a myth.

Perhaps a more serious warning came from the Odigo Messenger office in Israel, who would receive an electronic voice message on the day of the attacks warning of an incident to America that day. Due to the lack of detail on the message, however, this was put down to a coincidence.

Maybe one of the most intriguing, and unsettling claims of such prior knowledge can be found in the account and apparent attempts to silence Susan Lindauer.

The Disturbing Case Of Susan Lindauer

Perhaps one of the most intriguing claims of various authorities in the United States having prior knowledge of the September 11th attacks is those of Susan Lindauer. Lindauer was a one-time Congressional staffer who had connections to the staff of serving President George Bush (Jr).

Beginning in the early-1990s, Lindauer would begin networking in the relevant circles of counterterrorism in the nation’s capital. One of the most intriguing “contacts” she made during this time was with Dr. Richard Fuisz, who himself had numerous contacts in the intelligence and military communities, and who Lindauer would call “her contact in the CIA”.  Interestingly or not, when questioned about many of Lindauer’s claims following the September 11th attacks, Fuisz would neither confirm nor deny them.

It would later come to light that Fuisz, seemingly using Lindauer’s efforts to have sanctions lifted in Libya and Iraq, to enquire with Iraqi intelligence what they knew of an imminent attack on New York.

Perhaps adding slightly to Lindauer’s credibility was the fact that her cousin, Andrew Card, was White House Chief of Staff in George Bush Jr’s administration. She would seek to be a “backchannel” in negotiations with Iraq. Whether there was any type of secret communication with Lindauer remain open to debate. However, in 2008 during a hearing on the matter, a high-ranking associate would testify that she had warned him only months before the September 11th attacks of an upcoming terrorist incident in New York or Manhattan “using airplanes”.

Lindauer would later claim that her work prior to the attacks that morning, secretly and unofficially, was to act as a go-between from the White House to Iraqi intelligence.

Arrest, March 2004

On 11th March 2004, FBI agents would force their way into Lindauer’s home in Maryland, and she was arrested and charged with being an “unregistered agent for a foreign government”.

She would state outside the Baltimore FBI offices that:

I did more to stop terrorism in this country than anybody else. I have done good things for this country, I worked to get weapons inspectors back to Iraq when everyone else said it was impossible!

Whether Lindauer’s involvement in the weapons inspectors’ return to Iraq is as heavy as she believes is possibly up for debate. As, it would see, whether their return was actually what certain members of at least some of the western governments really wanted.

As well as her apparent work on behalf of the United States’ intelligence services she was later seeking to bring court cases to the both the US and UK governments over their – as she and millions of others saw it – illegal invasion of Iraq. With this in mind, then, it is not that much of a stretch of the imagination to think that not only would she be left “high and dry” by her apparent one-time employers, or that she would then face incarceration and, perhaps more importantly, public dismissal of her credibility.

For her part, Lindauer would continue to insist that she was a “CIA asset” and that she was, like others, being made a “scapegoat”.

The Use Of The PATRIOT To Silence “Free Thinking And Questioning Governments!”

Perhaps the fact Lindauer was charged under the PATRIOT act was almost ironic evidence of the credibility of her claims. That the 9/11 attacks were allowed to happen, in part, to bring in such an act. She diría of the situation:

The Patriot Act was used against me in total contradiction to its stated purpose. Or perhaps it was the most logical use of the law since it establishes a legal framework to crush free-thinking and interrupt individual questioning of the government. It is the beginning of all dictatorship in America!

While many would dismiss the above statement when she made it in March 2009 – and continue to do so today – generally speaking, both in American and in other countries around Europe, Lindauer was chilling, if indirectly prophetic.

Interestingly, Lindauer was found “mentally unfit” to stand trial in 2006, although she would dismiss this notion vehemently. She would, while incarcerated, refuse antipsychotic medication. This, the Department of Justice would claim, would allow her to stand trial as it would make her mentally competent. Ultimately, however, despite the prosecutions’ request, the judge in the case would not allow such forced medication.

By 2008, another evaluation of her mental state would again determine her to be mentally unfit to stand trial. She would continue to insist otherwise, however, as well as sticking to the same story as she had years earlier. This was used against her by the judge, however, stating that her belief in such matters was proof of her mental unsuitability for trial.

By 2009, and coincidentally or not with a change of administration in the White House, all charges were dropped against Lindauer. Authorities would claim it was “no longer in the interests of justice” to continue to prosecute her.

Lost Records, Rumsfeld’s Speech

While it is again the type of evidence that is circumstantial, a speech given by (then) Secretary of Defense, Donald Rumsfeld, would state quite discreetly that there was a deficit of $2.3 trillion in the defense budget – a deficit that was “unaccounted for”. This announcement was made at the same time as those of major cuts in order to streamline operations.

This speech was given the day before the attacks on 10th September. By the time the attacks had been and gone, there was little interest from the media or the opposition to dissect and investigate the deficit. At least not immediately.

Perhaps of further interest is the fact that the side of the Pentagon that was destroyed was the side that stored all the records of Pentagon’s operations, including the budgets and spending. Essentially, all records of any spending and on what, were essentially gone. And given the gravity of the situation and the general feeling in the aftermath, no one was likely to question such an event.

To many people in conspiracy circles, this missing money was now in the hands of America’s “black budget”.

Interestingly enough, it is the belief of many researchers and historians that the collapse of the Twin Towers had caused the loss of many invaluable documents. The amount of such documents is so large that it will leave significant gaps in the finer historical records. Even more sobering, the task of attempting to re-piece such information together again is almost impossible. In fact, it is impossible to say for sure what exactly has been lost or is missing.

In a rather unfortunate choice of words, Rumsfeld claimed on live television that rather than “attack” the Pentagon, he would liberate it. Was this some kind of coded message to specific and unknown people?

Discrepancy In Statements And Timelines!

In the aftermath of the incident, with the clamor for information from the media and citizens alike, many contradicting pieces of information would also come to light. Perhaps one of the most questioned, was just when did President Bush know of the attacks on the Twin Towers.

Official reports state that Bush was informed of the attacks just after the second plane hit the South Tower. However, Bush would state on the Ask The President show on CNN that he was standing in a corridor waiting to enter the classroom when he saw “an airplane hit the tower” on television.

We know that Bush couldn’t have been referring to the second plane hit which was broadcast live on television, as he was in the classroom at this point. And the first plane hitting the tower was shown much later once footage of it was retrieved.

The chances are, this was simply an error on Bush’s part. However, given the mammoth nature of the situation, it is a detail and a discrepancy that would be seized upon by those who doubt the official version of events. To them, the error by Bush was more a slip of the tongue than mere confusion.

There was also some discrepancy with the official security tape allegedly showing two of the attackers arriving at an airport in Maine on way to the attacks. While the clock in the corner of the footage showed 5:53 am (which would have meant they would have missed their plane and so thrown out the official timeline) another clock in the middle of the screen – somewhat suspiciously placed there – said 5:43 am, which would have given the pair ample time.

The Jet Fuel Thing, Planted Bombs, And Instructions To “Pull!”

Of course, above all else, one of the most persistent claims of the entire controversy is that the buildings simply shouldn’t have collapsed.

For example, it is often stated that burning jet fuel is simply not hot enough to melt the steel beams which make up the inner structure of the buildings. And this is true. However, skeptics of the conspiracy theories state that while the beams wouldn’t melt, they would be weakened to such a degree as to compromise the integrity of the building. In response to this, there are several examples of building that have been involved in fires that burnt far longer and far hotter yet did not collapse or even subside. This is a point that will likely continue to rage back and forth.

As is whether a command to “pull” actually meant to demolish the building (as it would in the demolition field) or whether to pull people back from the building due to it becoming visibly unsafe.

Perhaps one of the most intriguing aspects of the 9/11 conspiracy are the claims of significant activity in the Twin Tower buildings in the weeks leading up to the attacks. According to official statements, a contractor was performing work in the lower floors of the building, including the basement areas. To many, this was a sure sign of evidence of prepacked and preset explosives being planted.

A Truth So Blurred It Will Likely Never Clear!

Like such cases as the assassination of President John Kennedy, the truth of the September 11th Attacks is likely to remain blurred at best, and most likely, in part, buried completely for some time. Furthermore, such is the distrust that has grown around the incident any kind of disclosure will likely itself be subject to intense scrutiny and conspiracy. This, in part, is a situation entirely of the authorities making, and one that has been continually refined over the decades.

The truth of the matter will very likely reside between the official version and the most extreme accusations of those who refuse to accept it. The fact that such controversy over that fateful day continues almost 20 years later is perhaps a testament to the fact that certain aspects of the official explanation and timelines just don’t add up.

As we have examined in other articles, why were members of the Bin Laden family meeting with George Bush Snr as the attacks were unfolding? And why were they escorted out of the country when all other planes were grounded? Despite the apparent hijackers – according to official reports – being Saudi Arabian, why did the Americans target Afghanistan and then ultimately Iraq? Even after the incidents, many lucrative contracts for the building of American military bases, no less, were seemingly given to the Bin Laden family business after the attacks.

The attacks of 11th September 2001 were most certainly planned, and they most certainly changed the world. Where that planning took place, by what groups or individuals and for what ultimate purpose, are questions still desperate for answers.

Mira el video a continuación. While many, including us, do not subscribe to everything David Icke says, he has done a remarkable job of highlighting connections in the September 11th attacks.

Renuncia

Las historias, los relatos y la discusión en este artículo no siempre se basan en hechos probados y pueden ir en contra de la ciencia actualmente aceptada y las creencias comunes. Los detalles incluidos en el artículo se basan en los informes y las cuentas disponibles para nosotros según lo proporcionado por testigos y documentación.

Al publicar estas cuentas, UFO Insight no se hace responsable de la integridad de las mismas. Debe leer este artículo con una mente abierta y llegar a una conclusión usted mismo.

Política de derechos de autor y republicación

El artículo completo y los contenidos que contiene son publicados por propiedad exclusiva y con derechos de autor de UFO Insight. El autor no posee los derechos de este contenido.

Puede volver a publicar citas cortas de este artículo con una referencia al artículo original de UFO Insight aquí como la "fuente". usted podría no republicar el artículo en su totalidad.

LINK DE LA FUENTE ORIGINAL UFO INSIGHT

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: